Compartir:

Tras haber viajado a China el pasado jueves, acompañando a los pilotos de Helidosa a buscar insumos médicos para traer al país, el periodista Roberto Cavada fue cuestionado a través de la red social Twitter por el periodista Marino Zapete, sobre si entraría en cuarenta al regresar de la nación asiática.

A la cuestionante se unieron los seguidores de Zapete con comentarios tales como: “Cavada en cuarentena feliz con el dinero que le roba al pueblo”. La respuesta del periodista fue: “Y a mujerzuelas como tú”.

Otro de los mensajes fue: “Cavada se va a retirar después de ese viaje”, a lo que el periodista respondió: “Eres brillante. Pudieras ser más inteligente a la hora de pedir el dinero”.

Los comentarios en contra del periodista que encabeza la emisión estelar de Telenoticias, fueron respondidos también por seguidores que lo apoyan, como una que dice: “En esta publicación lo que se refleja es el odio, la envidia y celo, por no ser invitado a dar legitimidad a las compras de donaciones en china. @rcavada es respetado, querido por su credibilidad y objetividad. Dios les acompañe”.

Algunos de los comentarios que se leen: “Cavada es millonario gracias a la publicidad del gobierno”. Y la respuesta del comunicador fue: “Y de imbéciles como tú”.

Mientras que a otro dice: “Si me quieres comprar… prepara el bolsillo… las mujerzuelas tienen que pagar mucho”. este en respuesta al comentario de que “Cavada se vendió al mejor postor”.

A las respuestas del comunicador, un seguidor expuso: ¿Cavada perdió el rumbo al responder de esa forma a cada uno de los tuits?, y este no se limitó a responder diciendo: “Soy yo mismo y estoy dispuesto a decírtelo en tu cara por farsante, mentirosa, abusadora, difamadora y todo lo demás. Respondí a tu mismo nivel para que me puedas entender… baja”.

Cabe destacar que Helidosa es una compañía propiedad del candidato presidencial del Partido de la LIberación Dominicana (PLD).

No es la primera vez que hemos visto como el periodista responde a los comentarios que le dirigen a través de las redes sociales.


Compartir: