Los dirigentes del referido sector indicaron que cada vez hay menos disponibilidad de agua y alimentos para el ganado.
Compartir:

Los presidentes de las asociaciones ganaderas de las cuatro provincias de la Línea Noroeste solicitaron al Ministerio de Agricultura incrementar los esfuerzos para minimizar los efectos provocados en ese sector, por la prolongada sequía que les afecta.

Los dirigentes del referido sector indicaron; por separados, que cada vez hay menos disponibilidad de agua y alimentos para el ganado.

“Aunque han venido algunas ayudas desde el Gobierno, necesitamos más para poder enfrentar la sequía que nos afecta”; externó Víctor Manuel Santana, presidente de la Asociación de Ganaderos de Hatillo Palma, en la provincia Valverde.

Explicó que esa situación ha mermado la producción de leche, generando pérdidas económicas cuantiosas.

Santana dijo que fruto de esa disminución de las ganancias no han podido cumplir con los compromisos financieros en las instituciones bancarias.

“Desde el Banco Agrícola han estado presionándolos con el cobro de las deudas pendientes“, señaló el presidente de la Asociación Ganadera de Hatillo Palma.

Eddy Sosa, presidente de la Asociación de Ganaderos de Dajabón, sostuvo que las autoridades están a tiempo de evitar que mueran cientos de vacas, como ha ocurrido en sequías anteriores.

Recordó que, debido a situación, la mayoría de las lagunas que sirven de bebederos de los animales están secas y las fincas ganaderas están peladas por completo.


Compartir: